Por los atados al alcohol

En relación con la oración de intercesión del mes pasado (por los atados al alcohol), algunos intercesores nos han hecho llegar las siguientes palabras inspiradas que damos a conocer:

  • El poder de la intercesión toca a muchos alcohólicos, sana muchos corazones. Creed en mi poder, creed en el poder de la intercesión.
  • Fijaos qué importante es la intercesión. Cada uno de ellos está presente ante mis ojos, con su historia, con su sufrimiento. Mi amor es personal. También la sanación de cada uno va a ser diferente. Pero estad seguros de que yo me voy a manifestar en ellos, si vuestra intercesión está hecha con entrañas de misericordia.
  • El alcohol es un gran instrumento del enemigo para destruir familias. Seguid intercediendo porque cada vez que lo hacéis yo voy liberando, sanando y rompiendo cadenas.
  • Vosotros no podéis cambiar a las personas, no podéis hacer nada. Pero yo os llamo a interceder. Es mi misericordia la que toca los corazones. Vuestra intercesión confiada provoca que mi ternura se derrame y mi misericordia transforme los corazones. Es como la llave que abre o cierra. Seguid intercediendo.

 

Lee el boletín de intercesión: 
Por los atados al alcohol